Veteranos y excombatientes respaldan aumento a pensión a partir de 2020

vet

Los veteranos de guerra recibieron con agrado la orden del presidente de la República Nayib Bukele para duplicarles su pensión mensual y exigieron a ex funcionarios del FMLN, “ahora en desgracia política”, no representarlos nunca más.

«Algunos dirigentes están preocupados por rescatar el sector ahora que perdieron las elecciones. No queremos que nos representen ellos, no queremos que vos Óscar Ortiz nos representes”,dijo en conferencia de prensa Adilio Rosales, coodinador de Veteranos y Veteranas del Histórico FMLN.

Dijo que los veteranos de guerra del FMLN anduvieron “en la guerra y hemos dado todo a cambio de nada. No queremos Milton Meléndez o mejor dicho Medardo González que nos representen, no queremos Schafik Hándal; aléjense, aléjense la Nidia Díaz”.

Les recriminó que “cuando han tenido poder no pudieron luchar por nosotros, ahora que están en desgracia política, ahora sí les interesa el tema y sí les interesamos los excombatientes».

El dirigente de los veteranos de guerra agradeció al presidente de la República por duplicar su pensión de $50 dólares, una histórica petición ignorada por las pasadas administraciones del FMLN y del partido ARENA.

“Queremos felicitarlo, porque en cuatro meses ha dado un gesto de subir la pensión a partir de enero de 2020 a $100″, señaló Rosales.

Agregó que, con esta decisión del mandatario, el sector de veteranos de guerra va “de menos a más y está haciendo este presidente lo que ningún presidente en los 30 años había querido hacer” no olvidándose de dicho sector.

Rafael Aguillón, miembro de la Mesa de Unificación de Excombatientes del FMLN y Veteranos de la Fuerza Armada,señaló que este incremento beneficiará a más de 77 mil ex combatientes en todo el país.

“Sabemos que no es suficiente, pero por algo se comienza. Va a ir gradualmente hasta que lleguemos a los $300, primero Dios, que es lo que estipula nuestra ley de beneficios», señaló Aguillón.

Deja un comentario

Tu email nunca se publicará.