Arranca toque de queda total en Guatemala para detener propagación de coronavirus

La disposición fue proclamada la semana pasada por el presidente Alejandro Giammattei, quien destacó que el confinamiento general será útil para identificar los «focos activos» del coronavirus.

Guatemala inició la tarde del viernes un cierre total, que durará hasta el lunes, en aras de controlar la propagación del nuevo coronavirus, en momentos en que se han disparado los contagios diarios de COVID 19 en la nación.

En el toque de queda total, de las 17H00 del viernes (23H00 GMT) a las 05H00 del lunes (11H00 GMT), solo se autorizará el reparto a domicilio de alimentos y medicamentos, así como la circulación de socorristas, personal sanitario y de otros servicios considerados indispensables.

Al comienzo del cierre, los bomberos municipales reportaron el deceso de un repartidor en motocicleta arrollado presuntamente por un camión en el área occidental de la capital, además de un incendio declarado en una vivienda en el colindante municipio de Mixco, que obligó a la evacuación de decenas de personas, de acuerdo a imágenes divulgadas por los socorristas en Twitter.

«Durante el encierro se efectuarán controles a las personas que cumplen cuarentena y se harán evaluaciones a sospechosos de portar el COVID 19,» expresó Ana Lucía Gudiel, vocera del Ministerio de Salud.

Giammattei tiene previsto anunciar este domingo las nuevas medidas que entrarán en vigor en los próximos días.

La cuarentena completa viene precedida de cinco días en los que cierre parcial, en vigencia desde marzo, fue aplicado de las 17H00 a las 05H00 del día siguiente.

Y el viernes y el fin de semana pasado sólo fue permitida la circulación a pie por tres horas, ocasionando que miles de personas se aglomeraran en negocios populares para abastecerse de alimentos.

Guatemala reporta hasta el viernes, dos meses después del primer contagio registrado, 2.743 casos de coronavirus, de los cuales hay 51 muertos y 222 personas recuperadas. Sin embargo ha habido un repunte de casos en la última semana, por lo que la Procuraduría de los Derechos Humanos alertó de que el sistema hospitalario podría colapsar.

Desde el miércoles de la semana pasada, Guatemala reporta más de 100 nuevos contagios diarios, y el número más alto en un solo día fue este jueves, con 247 casos.