El Presidente Nayib Bukele declaró que esa acción fiscal refleja “Un Estado que funciona”

La Fiscalía General de la República emprendió esta noche la intervención de las compañías distribuidoras de energía eléctrica del país tras denuncias de cobros excesivos que podrían incurrir en el delito de estafa.

“Un Estado que funciona”, reaccionó el Presidente Nayib Bukele en sus redes sociales al comentar la intervención de la Fiscalía a las distribuidoras de energía.

Los fiscales allanaron las oficinas de: AES El Salvador, la cual cuenta con cuatro distribuidoras de energía las cuales son, CAESS, CLESA, EEO y DEUSEM. Asimismo, las de la Distribuidora de Electricidad DELSUR S.A. de C.V.

Los agentes de la Fiscalía Adjunta para la Defensa de los Intereses del Estado verificarán las bases de datos y las cotejarán con la información que las instituciones reguladoras del Gobierno poseen y si estas no coinciden y se determina que arbitrariamente se ha incrementado la facturación, se iniciará el proceso judicial correspondiente.

“Hemos iniciado una investigación exhaustiva, contra distribuidoras de energía eléctrica, debido a las tantas denuncias de los usuarios, con cobros excesivos que han sido reflejados en sus recibos, en los últimos días”, indicó el Fiscal General, Rodolfo Delgado.

Enfatizó que el equipo de fiscales incautará bases de datos del consumo real de los usuarios y se cotejarán con la información para investigar si se ha estafado a los salvadoreños.

“A todas las empresas, que les quede claro, ahora los salvadoreños tienen quien vele y defienda sus intereses, no vamos a permitir que nada ni nadie se aproveche y abuse de nuestra gente”, recalcó el Fiscal Delgado.