El ministro de Gobernación, Juan Carlos Bidegain, informó hoy en conferencia de prensa que 38 distritos de El Salvador se encuentran en Alerta Naranja, mientras que el resto del país permanece bajo Alerta Roja debido a las intensas lluvias que han azotado la región durante la última semana. Bidegain aseguró que todos los equipos de emergencia están desplegados y respondiendo a las diversas situaciones críticas.

Por su parte, el ministro de Medio Ambiente, Fernando López, reportó que las áreas más afectadas por las precipitaciones incluyen Apaneca, en Ahuachapán, con un acumulado de 845 mm de lluvia, y la zona sur de La Libertad, que registra 712 mm. López añadió que, aunque no se espera la formación de nuevos sistemas en el Océano Pacífico, las tormentas provenientes del Golfo de México seguirán influyendo en el clima local.

El ministro López adelantó que se espera un alivio temporal de las lluvias para el domingo, con la posibilidad de ver el sol y la disminución de la humedad en los suelos. Sin embargo, advirtió que el riesgo de deslizamientos, caídas de roca y derrumbes persiste debido a la saturación del terreno, e instó a la población a seguir las recomendaciones de evacuación preventiva.

Entre las medidas de precaución adoptadas, se ha suspendido la actividad marítima y se han cerrado parques y áreas naturales protegidas. En todo el territorio nacional, las autoridades están trabajando para mitigar los efectos del temporal.

La vicecanciller Adriana Mira informó sobre la llegada de ayuda internacional, que incluye paquetes de ropa, productos de higiene, fondos en efectivo y medicamentos, gracias a la colaboración de diversos socios. Esta ayuda está siendo distribuida de manera oportuna para atender las necesidades de la población afectada.

El ministro de Salud, Francisco Alabi, destacó que el Sistema Integrado de Salud ha brindado 6,186 atenciones en el contexto de esta emergencia. Las enfermedades respiratorias son las más comunes en los albergues, aunque también se han reportado problemas dermatológicos, oculares, de salud mental y traumatismos, todos atendidos por profesionales de salud.

Las autoridades reiteran el llamado a la población para que mantenga la calma y siga las instrucciones de los equipos de emergencia, mientras continúan trabajando para superar esta situación crítica.